Español

El trabajo en la era del conocimiento

As information and communication technologies offer more and more facilities for distance work, companies relocate and work teams are distributed geographically. In this new globalized world, communication, collaboration and innovation will become increasingly important for companies; the conditions for the emergence of the Knowledge Society have been created. And as the labor modalities that are emerging are consolidated as the new normal, both the space and the notion of work itself are resignified.

El Espacio Inteligente

El rápido desarrollo de las nuevas tecnologías de la información y la comunicación junto con el crecimiento de los sistemas inteligentes atraviesan hoy todas las áreas de la vida modificando profundamente no solo la forma de trabajar sino también la manera en que se diseñan y operan los modernos espacios de trabajo. Al aprovechar estas tecnologías, las oficinas inteligentes mejoran la experiencia y el rendimiento de sus ocupantes y crean lugares de trabajo más atractivos al mismo tiempo que se optimizan los costos de operación

Los Nuevos Recursos Tecnológicos

Desde las máquinas de escribir manuales, las calculadoras, los enormes archivos de papel y el teléfono fijo que modelaron el paisaje laboral del siglo pasado, hasta las computadoras personales, las notebooks y los actuales smartphones provistos con la más variada gama de aplicaciones móviles, la tecnología ha cambiado por completo la geografía de la oficina. Y aunque algunas novedades parecen dignas de la mejor ciencia ficción, ya están aquí algunas de estas tecnologías emergentes que parecen estar listas para transformar, una vez más, nuestra forma de trabajar

Tecnología Para El Bienestar

Hoy, el paradigma del bienestar relacionado con la tecnología está cambiando impulsado por dos grandes motores: el enorme crecimiento del consumo de los dispositivos personales que permiten la medición de datos biométricos en tiempo real y los rápidos avances de la Inteligencia Artificial. Esto ha permitido el desarrollo de nuevas soluciones orientadas a adaptar el espacio de forma autónoma, regular los sistemas de control ambiental y comunicarse con los usuarios para lograr más confort y entornos más saludables.

El Motor De La Tecnología

A diferencia del resto de los animales, los humanos somos seres tecnológicos. Las distintas innovaciones que se han sucedido a lo largo de la historia nos modificaron y han ido modelando nuestra cultura, nuestras creencias y nuestro estilo de vida. Hoy, la tecnología ha convertido el mundo en una experiencia globalizada y se ha transformado en uno de los principales motores para el desarrollo de las nuevas modalidades de trabajo móviles, flexibles, colaborativas, y de nuevas tendencias en espacios de oficinas

El Estándar Well

La mayor parte de la gente pasa más de 40 horas semanales en la oficina, por lo que el efecto que el entorno construido tiene sobre el bienestar se ha vuelto cada vez más estratégico. En este escenario, el Estándar de Construcción WELL emerge como un nuevo paradigma que pone a las personas en el centro del proceso; abarca el diseño, la construcción y la operación de los edificios, integrando el entorno construido con el bienestar de sus ocupantes. El resultado: entornos más saludables y trabajadores más felices y productivos.

Sociometría En La Oficina

Los nuevos modelos laborales solo pueden ser eficientes con una adecuada integración entre las personas, la tecnología y el espacio físico. Con la rápida proliferación de las tecnologías móviles y ubicuas y el desarrollo del análisis de Big Data se ha abierto una gran oportunidad para incorporar al diseño de la oficina información basada en la experiencia del usuario. Así, la tecnología se pone al servicio de la gestión del espacio para aprovechar todo el potencial que este activo estratégico representa para la organización

Espacios De Trabajo Saludables

Pasamos la mayor parte de nuestra vida en el interior de edificios. ¿Cómo nos afecta el entorno construido? ¿Puede alterar nuestra calidad de vida? Las investigaciones de las últimas décadas dicen que sí, y es por esto que las empresas están destinando cada vez más recursos para crear espacios de trabajo que den apoyo tanto a la salud física como al bienestar psicológico y emocional de su plantel. Cuando pensamos que una gran parte de los gastos operativos se invierten en el personal, el esfuerzo parece fundado.